La gran deuda que tendrá el próximos gobierno, más de 12 mil millones sólo en intereses.

Un gran problema heredará el próximo gobierno de Chile, ya sea el candidato electo, de izquierda o derecha tendrá que hacer frente a la deuda de más de 12 mil millones dólares solamente en intereses. Quien sea electo deberá destinar alrededor de unos 3.513,7 millones de dólares (sólo el primer año) para pagar los intereses de la deuda bruta.

Estos intereses son lo que están generado un problema para las arcas fiscales ya que han aumentado en un 16,4% con respecto al 2017, y los que aumentarán año a año. El gasto que se ha previsto para los próximos cuatro años supera claramente lo que recaudaría la reforma tributaria a partir de 2018, que son unos 8.300 millones de dólares.



Según el senador RN José García, miembro de la comisión especial mixta de presupuesto, “cuando dicen que no es tan grave que nos sigamos endeudando, porque la deuda es baja en términos relativos, igual significa pagar US$ 2.500 millones en intereses, lo que compite con gastos en salud, educación o pensiones”, dijo. En ese sentido,  “son mochilas financieras que pesan”.

Otro gran problema existente es que la deuda chilena aumenta en una mayor tasa que lo que crece nuestro país, situación que no es sostenible en el tiempo, y que puede seguir perjudicando la nota de riesgo que tiene Chile.

Es de esperar que el próximo presidente pueda afrontar este desafío y solventarlo de forma correcta.